Cada vez más, las empresas apuestan a personas con fuerte presencia en las redes sociales para llegar a sus clientes y conectar con ellos de manera efectiva. Esta estrategia, conocida como marketing de influencers, es una forma original de llegar a los consumidores y ofrecerles un producto que les puede interesar, mediante un portavoz con alta capacidad de influencia.

“Vender sin vender es la nueva forma de vender”, dijo alguna vez Jürgen Klarić, uno de los especialistas en neuromarketing más influyentes del mundo. Esta frase, confusa pero pertinente, explica por qué el marketing de influencers constituye una forma de publicidad tan utilizada por las marcas. Se trata de acercar el producto a los consumidores de una manera amistosa.

Sin embargo, como toda herramienta de marketing digital, la elección de influencers para una campaña publicitaria supone la elaboración de una estrategia bien diseñada. Para ello, hay una serie de pasos que debemos seguir si el objetivo principal es dar con el candidato ideal para llegar al público que realmente nos interesa.

Lo importante es el público

Antes de pensar en el candidato, es muy importante que tengas en cuenta el target al que quieres llegar. Lo ideal es que el influencer tenga tanta afinidad con la marca como con la audiencia a la que quieres convencer.

En este tipo de campañas, las empresas suelen cometer el error de elegir a personas que están en boca de todos y que tienen mucha presencia en las redes, pero que no tienen nada que ver con la marca. Para evitarlo, puedes comenzar haciéndote esta pregunta: ¿Sería este influencer un consumidor de mi marca? Si la respuesta es sí, es posible que hayas dado con un buen candidato.

La calidad es más importante que la cantidad

Como ya hemos mencionado, la clave de este tipo de campañas está en «vender sin vender», y es fundamental que los embajadores de la marca en las redes sociales lo entiendan. No queremos que parezca una publicidad tradicional, sino que el influencer recomiende la marca de manera natural. Por lo tanto, lo importante no es cuántas veces nos recomienden, sino cómo.

Medir, medir y seguir midiendo

Sabemos que en el mundo de los negocios digitales, es fundamental implementar herramientas de medición que nos permitan conocer si los resultados que estamos obteniendo son los deseados o no.

El marketing de influencers no es la excepción. También en este campo existen herramientas para medir el impacto de nuestras acciones en la web. Por ejemplo, Klout es un servicio digital que ayuda a las personas que se quieren destacar en las redes sociales y puede ser muy útil para analizar si una campaña con influencers está siendo efectiva.

La estrategia es todo

Como toda acción de marketing, lo más importante es la estrategia que está detrás de las acciones que realizas. Por eso, antes de comenzar una campaña con influencers, debes preguntarte si es lo que tu marca realmente necesita para alcanzar sus objetivos. Si estas decidido, solo resta comenzar. Lo primero es que te sumerjas en las redes y comiences tu búsqueda.