¿Es posible testear el estado de ánimo de los consumidores? ¿Existe una técnica que nos permita conocer sus emociones? Así es. El neuromarketing es la ciencia que se ocupa de explicar los procesos de toma de decisiones y analiza las áreas del cerebro que se activan cuando el consumidor elige un producto en lugar de otro.

Esta técnica estudia los efectos de la publicidad sobre el cerebro humano y utiliza las mediciones para desarrollar estrategias que permitan posicionar a las marcas en la mente del público. Lo que muchos no saben es cómo se aplica esta herramienta al mundo de la comunicación digital.

Desde el punto de vista del neuromarketing, los expertos sostienen que existen algunos métodos que podemos implementar para aumentar las ventas online:

1. Apelar a la emoción

“Las personas olvidarán lo que dijiste y lo que hiciste, pero nunca olvidarán como las hiciste sentir”, dijo una vez Maya Angelou, actriz y cantante estadounidense. El storytelling es la mejor herramienta para suscitar emoción en los consumidores. No se trata solo de contar, sino también de provocar una sensación diferente en el público. Una historia inspiradora, que apele a los sentimientos de los usuarios y los invite a conectarse emocionalmente con la marca, es una de las claves para posicionarse en el mercado y conseguir buenos resultados.

2. Asegurarse de brindar una gran experiencia

El contenido, el diseño y la usabilidad juegan un rol fundamental a la hora de impactar positivamente en los usuarios. La clave es ayudar a los clientes a atravesar procesos complejos de manera simple e intuitiva. Para eso, debes crear una página web que invite a los clientes no sólo a visitarla, sino también a disfrutarla y a quedarse en ella la mayor cantidad de tiempo posible.

3. Medir las emociones antes de generar contenido

Esto es lo que hace HBO, la cadena de cable estadounidense conocida por las famosas e influyentes series que ha lanzado en los últimos tiempos. La compañía ha apostado a la tecnología de medición de sentimientos, con el fin de conocer las reacciones emocionales que experimenta la audiencia al ver los nuevos capítulos de Game of Thrones.

¿Y cómo lo hacen? Los datos recolectados llegan desde las propias redes sociales. Existen empresas especializadas, como Canvs, que miden las reacciones que los usuarios expresan en Facebook, Twitter, Instagram y Youtube en tiempo real. En el caso de Game of Thrones, esta tecnología es utilizada para establecer el tipo de contenidos que se publican en redes sociales, pero otras cadenas de televisión han utilizado estos datos para restablecer la dirección de una trama, eliminar personajes o incluir temas nuevos dentro de la ficción.

4. Analizar los datos

Cuando hablamos de emociones, no se trata solo de medir y conocer lo que siente el público, sino también de analizar los datos recolectados para poder actuar en consecuencia. El sondeo de sentimientos no solo se utiliza para conectar con los clientes, sino también para mejorar los procesos de comunicación en redes sociales y para conocer de antemano los contenidos que pueden generar un mayor impacto.

La clave está en conocer el estado de tu audiencia y estar al tanto de cómo reaccionan a tus contenidos. Si bien hay empresas que se dedican exclusivamente a realizar este tipo de análisis, existen herramientas más accesibles que también nos permiten recolectar datos sobre el público. Por ejemplo, Facebook ha ampliado la posibilidad de poner “me gusta”, añadiendo reacciones más concretas, que pueden ser analizadas e incluidas en la estrategia de marketing.

Simplemente se trata de estar atento y darle relevancia a lo que expresan los usuarios. Una vez más, corroboramos que todo está en las redes, solo hay que saber utilizarlas.